El oído es un sentido de alarma porque siempre está en actividad para detectar peligros: no se “apaga” por las noches como lo hace la vista. Por otra parte, la vista nos relaciona con el entorno, mientras que el oído además nos relaciona entre nosotros y su pérdida conlleva un aislamiento social, según indica la doctora Assumpta Ros Vergara. Esta profesional, otorrinolaringóloga en el Consultorio de la Dra. Ros, explica qué son el ruido y la contaminación acústica y cómo afectan a nuestros oídos.

El ruido es la primera molestia ambiental en países desarrollados.

¿Qué es el sonido?

Es un cambio de presión del aire que provoca una onda circular en él. Estos cambios de presión entran en el conducto auditivo externo y se transmiten al tímpano, de este pasa a la cadena de huesecillos del oído medio (que actúan como amplificador mecánico) hasta el caracol u oído interno. De esta forma se provoca un movimiento del líquido de su interior y se estimulan las células ciliadas que generan estímulos nerviosos que envían al cerebro.

¿Cómo se define el ruido?

Es la sensación auditiva molesta para el oído y lo afecta de dos modos: por un lado, un ruido fuerte (mayor 150 decibelios o dB) puede causar daño de forma aguda, provocar lesiones traumáticas en el tímpano y la cadena de huesecillos, y afectar al nervio. Por otro, la exposición continuada a estímulos mayores de 80 dB también puede provocar lesiones neurológicas irreversibles.

¿Por qué el ruido es nocivo?

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el ruido es la primera molestia ambiental en países desarrollados, y España es uno de los países más ruidosos del mundo. Se considera que el riesgo para la salud a medio plazo causado por el ruido es muy superior al tabaquismo pasivo y a la contaminación atmosférica. La contaminación acústica, además de conllevar una pérdida del sentido del oído, intensifica el estrés, puede tener efectos cardiovasculares al aumentar la tensión arterial y el riesgo de sufrir infartos agudos de miocardio, conlleva alteraciones del sueño y disminuye la capacidad cognitiva.

Se recomienda evitar la música a altas intensidades en locales de ocio.

¿Qué factores provocan contaminación acústica?

El tráfico rodado, que sigue en aumento, genera el 80 % del ruido en las ciudades. Otra fuente que debemos considerar es el ruido ocasionado por el ocio nocturno. En España se han fijado unos valores límites de ruido de 65 dB diurnos y 55 nocturnos, aunque la OMS recomienda 40. Cualquier exposición continuada a niveles iguales o superiores de ruido conlleva lesiones auditivas que pueden ser irreversibles. Incluso puede ocurrir un traumatismo acústico cuando se produce una lesión celular, que se traduce en una pérdida selectiva de la frecuencia 4000 Hz.

¿Qué hábitos son dañinos para el oído?

Los problemas del oído se producen tanto por exposición instantánea a ruidos intensos como por exposición crónica. Debemos evitar explosiones y música a altas intensidades en locales de ocio como fuentes a exposiciones agudas, que inicialmente originan acúfenos y pérdidas momentáneas de audición que llegan a instalarse de forma definitiva. El uso de auriculares no es dañino de por sí, pero sí lo es si el volumen es demasiado elevado. Se han detectado pérdidas preocupantes de oído en la juventud actual.

¿Qué tratamientos existen para nuestros oídos?

Los protectores auditivos son un método eficaz para amortiguar unos 20-25 dB. Su uso es obligatorio en salud laboral y recomendable en otros ámbitos. Cuando la lesión auditiva se produce por una exposición aguda y conlleva una lesión en la transmisión del sonido, existen opciones quirúrgicas de reparación. Pero si la lesión es neurosensorial solo queda el tratamiento paliativo mediante audioprótesis, cuya efectividad depende de la magnitud de la lesión y de la capacidad residual del oído para entender las palabras. Su uso es recomendable para mantener esta capacidad de comprensión e incluso aumentarla a base de intensificar el estímulo sonoro gracias a la plasticidad cerebral.

Periodista encantado de acercarte los temas de salud que más te interesan de la mano de profesionales especializados.
Share on Facebook23Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn31Share on Google+0Pin on Pinterest0

You must be logged in to post a comment.